Posts Tagged ‘ladrillo artesanal’

Cucullú Pueblo Alfarero

noviembre 13, 2009

pueblo alfareroCucullú es una localidad del Partido de San Andrés de Giles, en la Provincia de Buenos Aires, Argentina.

Se encuentra ubicada a 13 Km. del centro de San Andrés de Giles. Un acceso asfaltado lo une a la Ruta Nacional Nº 7.

En la década de 1940 se instalan los primeros hornos de ladrillo; para trabajar en ellos llegan familias del interior, especialmente de Corrientes, Entre Ríos y algunos de Santiago del Estero.  Lentamente se va dando un cambio en la comunidad, se produce un intercambio cultural muy fuerte. Los provincianos van adoptando algunas formas de cultura persistente y a la vez imponen su propia cultura: palabras en guaraní, el chamamé, la devoción de la Virgen de Iratí, el chipá, etc..cortando el barro

Cucullu basa su subsistencia en los hornos de ladrillo y en la actividad rural.

Va creciendo y se convierte en la localidad más poblada y progresiva del partido con una población aproximada de 1300 habitantes.

Festeja desde el año 2006 la fiesta “Cucullú, Pueblo Alfarero”,

Llegar a Cucullú es instalarse en la vida apacible de un pueblito de campo donde el aire huele a humo de hornallas y a hierbas de campos cosechados.

Hace clik acá y vas a la página de Martín, donde podrás ver fotos y detalles del proceso del ladrillo de Cucullú

Construyendo lazos con ladrillos

julio 27, 2008

Rosario, Santa Fe, Argentina: 25/07/2008
Por Verónica Quintana.
Casi bordeando los confines de la ciudad de Rosario, recorriendo las últimas arterias de Barrio Cristalería, un camino de tierra al costado de la calle Villa del Parque conduce a 16 campamentos de hornos de ladrillos, donde trabajan más de 150 personas de manera directa e involucra a otro centenar de forma indirecta. Un modo de producción cooperativo, que construye fuertes lazos sociales.
Mientras me dirijo a hacer la nota, miro las nubes y dudo si el tiempo me permitirá encontrar en el predio de los horneros alguien a quién hacer la entrevista, en un día húmedo, lluvioso, frío y gris, que acobardaría a cualquiera. Pero los ladrilleros no se acobardan. Los encuentro allí, haciendo su trabajo a la intemperie, metiendo las manos en el barro frío, respirando humedad, con sus rostros curtidos por el frío del invierno y el sol del verano, con sus manos agrietadas y resecas por el trabajo manual.
En el descampado donde producen estos 16 emprendimientos que comparten el mismo espacio de producción, se pueden divisar montañas de ladrillos apilados, hornos listos para el fuego y muchas personas trabajando.
Apenas llegué al lugar recordé porqué estaba allí: me había resultado novedoso que estas personas se estaban formando en cooperativismo al revés de cómo sucede normalmente. La mayoría de las cooperativas se conforman de personas sueltas que deciden unirse con un objetivo en común. Estas personas comenzaron de una manera diversa. Primero se conocieron, cada uno en su propio emprendimiento, comparten el lugar de producción, que es un predio municipal, y colaboran de manera solidaria entre sí desde hace mucho tiempo. Es decir, que estaban de hecho realizando un trabajo cooperativo, casi sin saberlo.
A raíz de la falta de obras de infraestructura en la zona y las características geográficas del lugar, Nuevo Alberdi y Cristalería fueron los barrios más afectados por las lluvias y posteriores inundaciones de marzo de 2007, destrozando casas, negocios, talleres, escuelas, etc. En este entorno difícil, los vecinos iniciaron reclamos a las autoridades locales y provinciales para dar soluciones económicas inmediatas a la emergencia social. En la búsqueda de solucionar los problemas comunes a todos, se reafirmaron de manera espontánea los lazos sociales entre los habitantes del barrio. Algunos ladrilleros, que ya compartían el lugar de producción, aceptaron de manera solidaria la localización de otros emprendimientos, fortaleciendo así las relaciones entre pares. (more…)